12 ago. 2018

INFORMACIÓN GATOS: TOXOPLASMOSIS

TOXOPLASMOSIS: DESMONTANDO EL MITO

Desde hace muchos años, algunos médicos aconsejan erróneamente “deshacerse” del gato cuando hay un embarazo en casa. Y explicamos por qué a continuación:


- Primero, debemos tener en casa una embarazada negativa a toxoplasma y un gato infectado. Para que un gato se infecte, tiene que comer carne cruda infectada o beber agua contaminada. SI EL GATO NO SALE NUNCA DE CASA ESTO ES PRÁCTICAMENTE IMPOSIBLE.
- La gran mayoría de las personas que se infectan lo hacen por:
* comer o manipular carne poco cocinada,
* comer vegetales u hortalizas contaminados o mal lavados
* durante labores de jardinería o arena contaminada
* Comiendo heces de gato infectado (difícil)
- Las heces de gato recién eliminadas no suponen un riesgo real de contagio, ya que los “huevos” aún no están “maduros”. Para ser infecciosos, la maduración sucede entre las 24 h. y los 5 días tras la deposición de las heces. LA EMBARAZADA TENDRÍA QUE COMER HECES DE GATO DE MÁS DE 24H.
- El tiempo que el gato infectado elimina estos “huevos” con las heces es de tan sólo una a tres semanas. A partir de que pasan 3 semanas ya, no supone un riesgo para las personas
- El gato nunca más volverá a eliminar “huevos” infectados
- Existen numerosas evidencias científicas que demuestran que el contagio de Toxoplasma a los seres humanos por contacto con las heces de un gato infectado es poco probable.

MEDIDAS DE HIGIENE
- Comer siempre carne cocinada a altas temperaturas durante 10 minutos
- Congelar la carne a -20ºC durante 48h si se van a consumir poco hechas.
- Lavar adecuadamente las verduras siempre antes de su consumo.
- Beber sólo agua potable o de procedencia conocida o hervirla
- Utilizar guantes durante las labores de jardinería y al manipular carnes crudas
- Las bandejas de arena de los gatos deben limpiarse diariamente
- Para desinfectar la bandeja el mejor método es el agua hirviendo o el vapor a presión, pues los ”huevos infectantes” resistentes a la mayoría de desinfectantes.

Los gatos aportan numerosos beneficios psicológicos y bienestar emocional a las personas que disfrutan de su compañía, especialmente cuando forman parte de la familia como uno más de sus miembros. Os adjuntamos un artículo muy interesante con las amplias ventajas que tiene en los bebés y niños crecer acompañados de un animal: http://salud.kioskea.net/faq/3682-las-mascotas-y-los-ninos

PARA DAR UNA VIDA, NO ABANDONES OTRA.